¿Para qué apuntarme si no voy a irme de intercambio?

Muchos nos hemos hecho antes esta pregunta. Es probable que si estás en primero o segundo, te conformes con sobrevivir a las clases, las prácticas, los exámenes… Sin embargo, quizá dentro de un par de años (y tras escuchar las experiencias de otros alumnos) te animes a irte de intercambio. ¡Así que no lo dudes!

Incluso aunque finalmente no te vayas, ser socio te da preferencia para participar en la Feria de la Salud y en el resto de actividades que organizamos. Además, tendrás descuentos en algunos de los cursos que organizamos. No tienes nada que perder y sí mucho que ganar, así que pregúntate: ¿y por qué no?